domingo, octubre 2, 2022
Google search engine
InicioFamilialo que debes y lo que no debes hacer para mantenerla sana

lo que debes y lo que no debes hacer para mantenerla sana

[ad_1]


Actualizado:

Guardar

Los problemas de piel en los recién nacidos es un asunto que preocupa en gran medida a los padres. Sin embargo, Nerea Sarrión, médica especialista en Pediatría de
WaterWipes
, asegura que aunque los bebés tienen durante los primeros meses de vida afecciones de piel frecuentes, la gran mayoría son benignas (exantema toxoalérgico, sudamina, acné neonatal…) y se suelen resolver sin precisar ningún tratamiento ni cuidado especial. También señala que son habituales los problemas como la dermatitis atópica, caracterizada por una sequedad de la piel con aparición de eczemas que pican. Algunas infecciones, sobre todo víricas, también pueden provocar erupciones en la piel y en la zona del pañal es fácil encontrar dermatitis e irritaciones producidas por la humedad.

¿Cuándo

 debemos preocuparnos y acudir al médico?

Ante cualquier erupción en la piel debemos vigilar su estado general. En principio, si el bebé tiene buen estado general, no tiene fiebre (aunque depende de la edad) y va comiendo bien no hay que alarmarse. En caso contrario (o siempre que tengamos dudas) consultaremos al pediatra para que nos oriente en el diagnóstico y tratamiento en casa. Unas lesiones de la piel que debemos vigilar son las petequias, sobre todo si aparecen en contexto de fiebre e infección: son puntos o manchas violáceas que al estirar la piel no desaparecen. En caso de aparecer es conveniente consultar para que el pediatra valore al bebé

¿Tienen suficiente información los padres sobre cómo afrontar estos problemas de la piel?

Cada vez las familias están más informadas acerca de los problemas de la piel de los más pequeños. Es importante buscar la información en fuentes fiables y basadas en la evidencia. Aun así, siempre sería aconsejable ser revisado por un pediatra cuando existan dudas sobre el diagnóstico o el tratamiento.

El cuidado y atención en los primeros meses, ¿determina el estado de su piel para el resto de su desarrollo?

La piel es nuestra principal barrera defensiva frente a agentes externos. Su cuidado y su hidratación favorece su mantenimiento y, por tanto, puede ayudar a prevenir procesos irritativos de la misma, entre otros. No obstante, los consejos deben individualizarse en función de las características de cada bebé.

¿Qué es lo que nunca hay que hacer para no perjudicar su piel cuando son pequeños: bañarles o lavarles en exceso, utilizar ciertos jabones, no hidratarles…?

Los consejos de los cuidados pueden variar en función del bebé. No es lo mismo un bebé con piel “todoterreno” que bebés con pieles más sensibles o atópicas. Cuando el bebé tiene piel atópica hay una serie de cuidados de hidratación e higiene que pueden beneficiarles para evitar tener brotes (baños cortos, jabones hipoalergénicos, hidratación muy frecuente…). Sin embargo, en bebés con piel sana se puede ser más flexible con estos consejos, pero siempre utilizando productos específicos para bebés.

¿Qué consejos puedes dar a los padres sobre el cuidado en la zona del pañal?

Recomendaría que cambien el pañal con la mayor frecuencia posible. Es importante realizarlo en cuanto note que el bebé está mojado o sucio. De esa manera, se evitarán daños en la piel. Además, hay que limpiar bien el área afectada con una toallita que contenga el menor número de ingredientes y buscar un rato al día para que el bebé esté sin pañal.

Ver los
comentarios

[ad_2]

RELATED ARTICLES
- Advertisment -
Google search engine

MAS POPULARES